NUESTRAS INSTALACIONES



Espacio de recreo, nuestro Parque Educa y Divierte

Como especialistas en educación sabemos que una de las bases fundamentales del aprendizaje es la motivación, el interés por aprender, y los niños/as aprenden jugando, le damos mucha importancia a nuestro parque.

Espacio de recreo

Nuestro centro dispone de un parque infantil, es exterior y exclusivo del centro, amplia superficie de 200 m2, que permite disfrutar a los más pequeños de un espacio inigualable y disfrutar de su rato de ocio junto con sus compañeros/as. Esta compuesto de multitud de juguetes, coches, toboganes, casita, balancines y conjuntos recreativos.

El suelo es de césped artificial y permite jugar por el suelo sin daños ni heridas además de ser un aislante térmico. Se disfruta de mucha luz natural y de sol en los días de frio. En el parque celebramos cumpleaños para niños/as que no estén matriculados en nuestro centro y nos adaptamos a las necesidades de los padres/madres.

Aula del Olfato, 0 a 1 años

El olfato es el sentido que recorre más rápidamente los circuitos cerebrales y que se registra en las profundidades más recónditas de nuestro cerebro, en el cerebro más primitivo, que ahora ya sabemos que es tan importante en nuestras decisiones.

En este aula especialmente dedicada a los más pequeños, tenemos como objetivo principal el que los niños/as se encuentren en un entorno estimulante para poder aprender a través del descubrimiento y la exploración de los elementos del entorno cercano. Daremos mucha importancia al descubrimiento sensorial y al desarrollo motriz, además de satisfacer sus necesidades básicas de sueño, higiene, alimentación y afecto, crear un ambiente de familia, acogedor, que infunda seguridad y confianza en el bebé y en su familia.

En este clima familiar lleno de afecto vamos a posibilitar que el bebé aprenda jugando, y que vaya, poco a poco, desarrollado todo su potencial, adaptándonos a sus necesidades y a su nivel evolutivo. También contamos con una programación de estimulación temprana trabajando con ellos todos sus sentidos y desarrollando todas sus capacidades.

Aula del Tacto, 1 a 2 años

Un aula en la que aprovechamos al máximo las ganas de explorar y experimentar el entorno y los objetos que les rodean, tan significativo de esta edad para facilitar su aprendizaje.

Aula del Tacto, 1 a 2 años

El tacto es el sentido que nos sirve para sentir las cosas que tocamos. Con el tacto sabemos si un objeto es liso o rugoso, si está frio o caliente, si es blando o duro.

Manipulación de diferentes texturas, estimulación motriz fino, el educador ira guiando las manitas y ayudando a que el bebe realice los ejercicios deseados. Material usado: pelotas blanditas musicales, alfombras con diferentes zonas rugosa, suave, dura...

Actividades de motricidad fina. El docente guiara la sesión abre y cierra las manos, palmas hacia arriba y hacia abajo, al ritmo de una música, alternar rápido-lento, golpear la alfombra, con la punta de los dedos, girar la muñeca, saludar...

Aula del Gusto, nuestro comedor

Aula del Gusto, nuestro comedor

En este aula es donde está situado el comedor y el sentido del gusto que nos permite reconocer los sabores de los alimentos, por medio de las papilas gustativas, que son pequeños bultos que se encuentran en la base de la lengua.

La sensación que un alimento produce en el sentido del gusto se llama sabor. Los alimentos pueden ser dulces o salados, ácidos o amargos.

Aula de la Vista, 2 a 3 años

En esta aula desarrollamos el sentido de que nos permite ver las cosas. Con los ojos percibimos la forma y el tamaño de los objetos y también a qué distancia se encuentran de nosotros. El órgano de la visión es el Ojo, el cual está encargado de detectar la luz y de enviarla al cerebro. Allí se interpreta y se reconocen los objetos y todo lo que nos rodea.

Aula del Oído, 2 a 3 años

Aula del Oído, 2 a 3 años

El sentido del oído está en el órgano que se llama oído. Con el oído percibimos los sonidos de nuestro alrededor. Los oídos están situados a ambos lados de la cabeza para percibir todos los sonidos que nos rodean. En el oído también se encuentra el sentido del equilibrio.

En este aula tenemos el rincón de música, será de esta forma el lugar donde el niño puede dirigirse para jugar con los cuerpos sonoros y explorarlos, aprendiendo el mundo de la música desde la creación.